Conoce qué tan falsos son algunos de los mitos más comunes sobre el cáncer

mitos y realidades sobre el cáncer

A propósito de la conmemoración este 4 de febrero del Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer, que propician la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Unión Internacional contra el Cáncer (UICC), y el Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (CIIC) con el objetivo de impulsar campañas informativas, educativas y de sensibilización que ayuden a reducir el número de muertes a nivel mundial a causa de esta enfermedad; en el siguiente artículo te aclararemos algunos mitos y realidades sobre el cáncer.

El cáncer, es una enfermedad que se produce cuando las células anómalas presentes en nuestro organismo se dividen aceleradamente superando el número de células normales, y ocasionando la destrucción de los tejidos corporales. Puede originarse en cualquier parte del cuerpo, y lejos de lo que se piensa no representa una sentencia de muerte. La reducción de algunos factores de riesgo, el diagnóstico oportuno, el correcto manejo de la relación entre cáncer y estrés, así como un adecuado tratamiento, pueden ser determinantes para disminuir la tasa de mortalidad de esta terrible enfermedad; que según datos oficiales de la OMS, de seguir la tendencia actual aumentará un 60% en los próximos veinte años. 

Desafortunadamente, aún en la Era digital existen personas sumamente desinformadas o desactualidas con respecto a los avances que se han realizado en torno a un sin número de enfermedades. Por lo general, esto suele suceder en los países de menor desarrollo donde los gobiernos no destinan fondos necesarios para invertir en la salud pública, medicina de investigación y divulgación de contenido educativo. Esta realidad, se ha evidenciado más que nunca este último año a consecuencia del COVID-19 donde las estadísticas de dichos países carecen de credibilidad, y los planes de acción preventiva han dejado mucho al azar. 

Mitos y realidades sobre el Cáncer

Una de las grandes problemáticas sociales que atravesamos a nivel mundial, es el desconocimiento. Si bien es cierto, los gobernantes tienen una gran parte de culpa; como personas individuales es nuestra responsabilidad hacernos cargos de nuestra educación, y si somos lo suficientemente altruistas, de compartirla. Disipar mitos y difundir realidades sobre el cáncer es una «tarea de hormiga» en la que todos deberíamos aportar nuestro gano de arena.

Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer
4 de Febrero Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer

– Tengo cáncer, voy a morir

Falso. Es bastante común pensar en el cáncer como sinónimo de sentencia de muerte, y es que sólo solo sospecha de padecerlo causa un miedo aterrador. La tasa de supervivencia para el Cáncer está directamente relacionada a la etapa y tipo de la enfermedad al momento del diagnóstico. Algunos tipos de cáncer detectados en fase temprana y tratados oportunamente, tienen un rango de supervivencia entre 67% y 90% un alto porcentaje en comparación con otras patologías. Es aquí, donde el chequeo médico preventivo toma vital importancia en la lucha contra esta enfermedad.

– El cáncer es hereditario

Falso, o por lo menos en un 95%. Algunas personas tienen la creencia de que los antecedentes familiares de cáncer aumentan las probabilidades de contraerlo en el fututo. Lo primero que hay que dejar claro, es que el cáncer es una mutación genética que se desarrollan a lo largo de la vida; las causas de cada tipo, pueden variar de acuerdo a cada persona e involucrar uno o varios factores, pero la gran mayoría de ellos no son hereditarios. Aún así, existe un bajo porcentaje (entre 5% y 10%) de casos, donde se hereda la mutación genética de los padres. Esto se conoce comúnmente como «cáncer familiar«, y es importante resaltar que, lo que se hereda es el riesgo o la susceptibilidad al cáncer no el tumor cancerígeno como tal.

– Es un enfermedad que no presenta síntomas

Verdadero. El cáncer como tal no presenta síntomas obvios hasta que ya se encuentra en una fase terminal e irreversible. Esto quizá, es una de las grandes razones de porqué las personas se confían y se creen saludables. Aunque algunos tipos de cáncer pueden darnos advertencias que contribuyan al diagnóstico precoz, es nuevamente es el chequeo médico regular la mejor manera de detectarlo.

– El cáncer es contagioso

Falso. El cáncer no es una enfermedad de tipo contagiosa que se esparza fácilmente entre las personas. Alguien saludable simplemente no se puede «contagiar» por contacto cercano, por besar, tener sexo o compartir comidas con un enfermo de cáncer. Puede parecerte ilógico si quiera que lo mencionemos, pero aunque no lo creas, existe poblaciones rurales donde tienen esa creencia. Si bien es cierto, algunos tipos de esta enfermedad son causados por la presencia de un virus, como es el caso de algunos tipos de Virus de Papiloma Humano (VPH); y estos a su vez si mutan de una persona a otra, el posible cáncer que este pueda ocasionar no es transmisible.

– El estrés causa cáncer

Dependiendo de como lo veas. No existe evidencia clínica que relacione el estrés con el desarrollo de algún tipo de cáncer. Sin embargo, este si puede ser la causa que te lleve a aumentar los factores de riesgo de padecerlo; el alcoholismo, el tabaquismo, el consumo de estupefacientes, etc. Por otro lado, si ya eres un paciente oncológico o convives con uno, debes considerar que los altos niveles de estrés contribuyen a desarrollar otros problemas físicos que pueden alterar o empeorar significativamente las condiciones de salud.

– Una buena actitud ante la enfermedad aumenta las probabilidades de supervivencia

Clínicamente no existe alguna evidencia que relacione la supervivencia al cáncer con el estado de ánimo. Una persona puede tener la actitud más positiva del mundo y no sobrevivir a la enfermedad, o venirse abajo después del diagnóstico y aún así superarla con éxito. El cáncer es una enfermedad que hace experimentar cualquier cantidad de emociones, y tener momentos de altos y bajos es absolutamente comprensible, pero ello no va a determinar el éxito o fracaso de un tratamiento. La actitud que se adopte como paciente oncológico, por lo general afecta directamente y con mayor medida al entorno familiar.

– El cáncer no se puede prevenir

Dentro de los mitos y verdades sobre del cáncer, el tema de la prevención es uno de los más importantes porque siempre genera suspicacias. La prevención del cáncer se reduce a dos acciones; eliminar los factores de riesgo y el chequeo médico preventivo. Cada tipo de cáncer tiene una serie de factores comunes que determinan su incidencia, pero en términos generales se pueden adoptar las siguientes medidas preventivas:

  • Mantener un peso saludable
  • Mantener una alimentación saludable
  • Practicar una actividad física con regularidad
  • No fumar ni consumir drogas
  • No beber alcohol en exceso
  • Usar protector solar durante todo el año
  • Vacúnate en contra de virus como el VPH o la hepatitis B
  • Explora tu cuerpo y mantente alerta ante alguna alteración irregular

– El cannabis cura el cáncer

Es cierto que existe el cannabis medicinal como terapia alternativa para tratar algunos tipos de cáncer. Sin embargo, este es recomendando por algunos especialista para aliviar los síntomas que puede llegar a originar un tratamiento agresivo, pero no existe evidencia médica que haga suponer que cura el cáncer.

– Los rayos solares producen cáncer

No sólo es una realidad, sino que es preocupante la poca atención que se le da. En los últimos años, se ha visto un aumento significativo en la incidencia del cáncer de piel en mujeres y adultos jóvenes, a consecuencia de la exposición solar reiterada y prolongada sin ningún tipo de protección a los rayos ultravioletas. Si bien es cierto, en ello también interviene un gran número de factores; es importante que se concientice más a la población para utilicen protector solar durante todo el año como medida que ayude a prevenir el cáncer de piel.

Como promotores de la salud, y de un estilo de vida saludable; te recomendamos no esperar que una enfermedad como esta te afecte directamente para comenzar a tomarla en serio; asimismo, es importantes que aprovechemos no sólo el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer sino cualquier oportunidad que tengamos, para hacernos eco de informaciones importantes que ayude a desmentir mitos pero también a difundir realidades sobre el cáncer. Si desde tu influencia por muy mínima que parezca ayuda a salvar una vida, habrás hecho suficiente.


También podrías leer: 7 beneficios de tener una mascota en casa