La gran torre de control, el Cerebro

El cerebro, la gran torre de control
El cerebro, la gran torre de control

El cerebro o más técnicamente, el sistema nervioso es una gran torre de control que organiza y dirige todas nuestras actividades. Sin él, nuestro cuerpo no podría vivir. Todavía quedamos asombrados con la cantidad de fibras y conexiones que tiene nuestro cerebro.

El cerebro posee al menos varios millones de conexiones en su interior, es como si minimizáramos a la escala cerebral. Todas las conexiones de la red telefónica a nivel mundial, solo ocuparía el tamaño de un garbanzo.

Se han usado microscopios de alta resolución, se han realizados estudios muy serios y meticulosos y no se ha descubierto totalmente el misterio del funcionamiento cerebral. Ese misterio siempre permanecerá oculto por muchos siglos más, o quizás algún día pueda ser resuelto.

El cerebro y sus maravillosas funciones

La capacidad del cerebro es ilimitada tal vez tenga algunos límites que aun no han sido descubiertos. Podríamos pasar todo un día sin parar en toda nuestra vida, sin agotar la capacidad intelectual que tiene el cerebro. Se dice que Albert Einstein solo utilizó un diez por ciento de su capacidad cerebral.

A pesar que a través de las funciones del cerebro percibimos lo mental e intelectual. Asi como el pensar, el sensorial, el tacto, la vista, entre otros. Son muchas las funciones que tiene el cerebro, imprescindibles para el mantenimiento de nuestras vidas.

Las células nerviosas son muy frágiles. Si el líquido cefalorraquídeo sufre algún cambio o recibe algún pequeño trauma podría ser mortal. A diferencia si fuera en otros tejidos. El cerebro está protegido por una fuerte y sólida caja ósea que aisla  la sangre a través de un filtro.

Un 40% de la energía que gastamos en reposo absoluto se destina a la función cerebral y nerviosa. Es un órgano muy energético. En peso, solo representa una décima parte del cuerpo y gasta casi más de la mitad de la energía en estado de reposo.

Agroecólogo de profesión, analista SEO por convicción, redactor por motivación y científico de corazón. Eterno estudiante de ciencias naturales, tecnologías, marketing 2.0 y economía. "No busquemos el éxito, persigamos la excelencia y el éxito nos perseguirá a nosotros"