Gémelos y mellizos: Diferencias, mitos y cuidados

Gemelos y mellizos
Gemelos y mellizos

Los embarazos múltiples de gemelos y mellizos precisan de una atención y cuidados especiales. Del mismo modo, después del parto, los bebés gemelos y mellizos requieren de unos padres organizados y pacientes para recibir la atención necesaria, y es que el trabajo se duplica.


Cuando se confirma un embarazo, los futuros papás se llenan de emoción, ilusión y satisfacción, especialmente cuando el embarazo es deseado, pero todos estos sentimientos se duplican cuando se trata una gestación múltiple, es decir, de gemelos y mellizos.

No siempre los padres están preparados para recibir la doble noticia. Por ello, hemos querido seleccionar toda la información para ayudarte.

Conocer la diferencia entre gemelos y mellizos es MUY FÁCIL! Aquí te lo explicamos. Es un tema con el que existe mucha confusión que vamos a resolver inmediatamente.


Diferencia entre gemelos y mellizos

¿Un óvulo o dos? Los gemelos parten de la división de UN mismo óvulo (fecundado por un solo espermatozoide) mientras que los mellizos parten de DOS  óvulos diferentes (y dos espermatozoides). Esto es clave para diferenciar gemelos y mellizos.

Sexo diferente. Esta también es una regla de oro. Si los hermanos tienen sexo diferente (niño – niña) siempre van a ser mellizos.

¿Son muy parecidos o no? Los gemelos son muy parecidos físicamente (y mucho más en la infancia) ya que comparten los mismos genes. Los mellizos se parecerán tanto o tan poco como dos hermanos.

¿Influye la herencia genética? La posibilidad de tener gemelos idénticos no está marcada por la herencia genética (aunque esto todavía no está demostrado al 100%). En la posibilidad de tener mellizos (de forma espontánea) sí que influye que en la familia haya antecedentes, así los  tratamientos de fertilidad, o la edad,  el tamaño o raza de la madre.

Falsos mitos y leyendas

Mito: En el embarazo de gemelos idénticos solo hay una placenta y una bolsa (saco amniótico). Esto NO es así y depende del día de la división del óvulo.

Los gemelos idénticos sí que pueden tener una o dos placentas y una o dos bolsas, y sus combinaciones. El hecho que sea de una forma o de otra depende del día de gestación en el que se produce la división del embrión. Si la división es más tarde (alrededor del día 10 de gestación) compartirán placenta y bolsa.

Mito: El embarazo espontáneo de mellizos salta una generación. El requisito para un embarazo de mellizos es ovular doble y todos sabemos que los hombres no ovulan. Por ello es imposible que la herencia genética influya en que unos mellizos (ej. 2 niños) tengan a su vez hijos mellizos.

Pero puede ser que tengan una hija que a su vez sí que llegue a tener un embarazo de mellizos al ovular doble, por la herencia genética de su familia. Estos saltos generacionales han llevado al mito popular del que deberíamos olvidarnos.

Mito: Los mellizos no sienten el llamado “vinculo gemelar”. Parece que esto NO es así ya que los mellizos comparten, como los gemelos, el inicio de su vida (desde el momento de la concepción) lo que les lleva también a mucha compenetración en el plano psicológico. Aunque es verdad que hay ciertas particularidades propias de los gemelos.


Cuidados de gémelos y mellizos

La mujer que espera más de un bebé deberá visitar a su ginecólogo-obstetra con más regularidad. Por lo menos, dos veces al mes durante los primeros tres meses, y una vez a la semana durante el tercer trimestre. A medida que se acerca el momento del parto, los chequeos y las exploraciones serán más frecuentes, principalmente para determinar si existe el riesgo de parto prematuro.

El peso y la alimentación en Gemelos y mellizos

El ritmo de crecimiento de los bebés dentro del útero es otra cuestión que preocupa especialmente a los ginecólogos, ya que la supervivencia de los bebés dependerá directamente del peso que tengan los bebés cuando nazcan. Algunos estudios consideran que un aumento de peso adecuado de la mamá en la primera etapa de su embarazo ayuda al desarrollo de la placenta, aumentando su capacidad para franquear los nutrientes a los bebés.

Para organizarse una sola persona (la madre o el padre)

Es recomendable llevar el carrito y una mochila o bandolera portabebés, para poder coger al niño que esté más mimoso.
Cuando los gemelos lloran a la vez, puedes tener en brazos a uno mientras con un pie o con la mano meces y acaricias al otro. Al final aprendes a calmar a los dos a la vez.

Gemelos y mellizos
Gemelos y mellizos

Los gemelos necesitan atención por separado

Ratitos a solas con papá y mamá, tener sus cosas y juguetes propios, vestirse de forma diferente y ser tratados por su nombre (y no como ‘los gemelos’). Así aprenderán que son personas únicas y desarrollarán su identidad plenamente.

Los gemelos suelen enfermar a la vez

Por eso, cuando uno de los dos se pone malito, hay que observar unas medidas generales de higiene (no compartir cucharas, procurar que estén en cunas separadas, etc.). Si la enfermedad no es grave, tampoco hace falta preocuparse en exceso.

Los primeros meses es muy habitual que los bebés hagan pis (incluso caca) justo cuando estamos cambiándoles el pañal

Al final estamos todo el día lavando el cambiador, por muy impermeable que sea. Una buena solución para estos meses es utilizar empapadores (los venden en cualquier farmacia) de los que se emplean para las camas, higiénicos y desechables.
Para el cambio de pañales y ropita, es conveniente tenerlo todo a mano (en una estantería, por ejemplo).

Es muy útil tener siempre lista la bolsa para salir a la calle. Además de los pañales, las toallitas y los cambiadores desechables, llevaremos todas las muestras que nos dan en la farmacia (cremitas, colonias, etc.) de tamaño reducido y que para estas ocasiones vienen muy bien.

Al final del día repondremos todo lo que hayamos usado, así no perderemos tiempo cada día preparando una bolsa diferente.
Si tenemos un baño con dos lavamanos, durante los primeros meses podemos aprovechar para bañar a los dos gemelos a la vez.

Utilizando los dos lavabos en vez de la bañera, papá baña a un bebé y mamá al otro al mismo tiempo.
Es bueno llevar dos libretas al pediatra (una para cada bebé) con comentarios y dudas que iremos apuntando entre visita y visita. Así no olvidaremos preguntar ninguna cuestión y podremos comentar con el médico el desarrollo de cada bebé por separado.

Criar a gemelos y mellizos también tiene sus ventaja

Suelen ir ‘a la par’ en su desarrollo. Y cuando no es así, uno aprende algo antes y se lo enseña al otro. Además, no necesitan que nadie les entretenga. Juegan entre ellos mucho antes que los hijos únicos o los que tienen hermanos de otras edades.

Con información dewww.guiainfantil.com

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.