Perder peso a los 30: una tarea difícil pero no imposible

Perder peso a los 30
Perder peso a los 30

El metabolismo realmente se hace más lento

Además de las arrugas y las primeras señales de marca de expresión suele ser también difícil perder peso a los 30. Los hábitos cotidianos cambian a medida que envejecemos y el metabolismo se hace realmente más lento. Es lo que hace que retrase el adelgazamiento.

(Lee también: Dieta Whole30, vida más saludable)

No es que sea imaginación nuestra pero a medida que avanza la edad, perder peso cuesta más esfuerzo. Son muchos los factores que influyen en este cambio, como lo es el envejecimiento del organismo y los cambios en el estilo de vida

Perder peso a los 30  ¿por qué cuesta tanto?

Perder peso a los 30 cuesta tanto por varios motivos y te los daremos a conocer a continuación:

Pérdida de masa muscular

A medida que cumplimos años es normal perder masa muscular y mayor es el esfuerzo para recuperarlo. No obstante, esto ocasiona que el metabolismo se ralentiza y cueste más perder peso.

Perder peso a los 30 con mayor dificultad para la mujer

Las mujeres que han pasado por uno o más embarazo no terminan de deshacerse de los kilos que ganaron con cada uno de ellos. Además, están presentes los cambios hormonales de la menopausia y premenopausia  que afectan el metabolismo.

Perder peso a los 30
No es que sea imaginación nuestra pero a medida que avanza la edad, perder peso cuesta más esfuerzo.

Una vida de dietas

Cada dieta que hacemos, aunque funcione por corto tiempo, elevan las posibilidades que a posteriori recuperemos el peso. Es lo que llamamos efecto yoyó. Si esto lo hicimos muchas veces en nuestra vida, más porcentaje de grasa podemos haber acumulado. En este sentido, junto con la pérdida de masa muscular se hace más difícil perder peso a los 30.

Menor consumo de calorías

A medida que envejecemos nos volvemos mas sedentarios, reduciendo nuestro consumo total de calorías. Sin embargo, no reducimos el consumo de calorías de la misma manera.

Estrés

Mantener niveles altos de cortisol (hormona asociada al estrés) de manera continua afecta nuestro metabolismo ¿Cómo? Reduciendo el ritmo como se consume las calorías.

Menos sueño, poco descanso

También influye a la hora de perder peso a los 30. Es común a esa edad que los adultos tengan problemas de sueño, así como que duerman menos horas de las que se necesitan.

Pero ¿Cómo podemos conseguir perder peso a los 30?

Puede parecer difícil a esa edad pero no es imposible. Lo que tienes que hacer para conseguirlo es tomar en cuenta todos esos factores señalados. De esta forma tratar de compensarlos dentro de las posibilidades y así suavizar su impacto.

Incluye la actividad

Mantente siempre físicamente activo, así combatiremos la pérdida de masa muscular y el sedentarismo. Tal vez te sientas ofuscado y no sepas por donde comenzar. Puedes caminar, nadar, salir de excusión a la montaña o sencillamente inscríbete en clases de baile.

Encuentra una actividad que te guste y si te animas puedes incluir una compañía. El dedicar 3 o 4 horas a la semana a moverte es una manera de cuidar de ti mismo y mantenerte en forma.

Busca una buena manera de relajarte y descansar

A determinada edad nos vamos dando cuenta de algunas cosas que puede ayudar a relajarnos, por ejemplo:

  • Una ducha templada antes de acostarnos
  • Una habitación cómoda y silenciosa
  • Hacer yoga…

Por otro lado, el dedicar un rato a relajarte y dormir lo suficiente no es cuestión de capricho es una necesidad y la mejor manera de cuidar tu cuerpo.

Perder peso a los 30
Mantente siempre físicamente activo, así combatiremos la pérdida de masa muscular y el sedentarismo.

Mejora los hábitos alimenticios para perder peso después de los 30

Nunca es tarde para que dejes de lado hábitos en favor de otros más saludables. Por lo tanto, elimina los refrescos y los zumos azucarados, come menos carnes y más frutas y verduras, reduce tu consumo de productos procesados.

En el corto y mediano plazo puede ayudarte a adelgazar y a largo plazo será muy beneficioso para tu salud.

Este atento a lo que comas

A veces por el trabajo, las obligaciones familiares y demás responsabilidades comemos cualquier cosa por ahorrar tiempo.  Nos vemos comiendo con prisa, de camino de un sitio a otro, frente al ordenador o viendo la tele al llegar tarde agotados a la casa.

De esta forma es probable que no prestes atención a lo que comes. No te fijas en las cantidades ni en los sabores y al final comes de más. Puede parecer sencillo apagar las distracciones y prestar más atención a lo que estamos comiendo pero es importante a la hora de perder peso.

Para perder peso a los 30 debemos incluir en el menú desde el principio alimentos e ingredientes nutritivos y termogénicos. Estos hacen posible acelerar el metabolismo  permitiendo una mayor quema de calorías sin necesidad de pasar hambre.

Toma en cuenta que para perder peso a los 30 debemos mantener el hábito de tomar un desayuno reforzado en la mañana. Asimismo, comer snack entre comidas para asegurar la sensación de saciedad y evitar exageraciones.

(Lee también:Errores frecuentes cuando se hace dieta)

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.